Pedro Pablo Hernández - O´Higgins Página Web Oficial
Pedro Pablo Hernández - O´Higgins Página Web Oficial

Pedro Pablo Hernández o simplemente el “Tucu” vuelve a Rancagua. El campeón de América con la Selección Chilena regresa a casa cual hijo prodigo.

En diferentes oportunidades los ciclos representan fielmente su inicio y su fin. Ese círculo que inicia en un lugar y termina inevitablemente en ese mismo punto, como un “Yo-Yo”.

PUBLICIDAD

Pedro Pablo Hernández acomete su regreso, en gloria y majestad, a O´Higgins de Rancagua. Escuadra donde es recordado por liderar el logro más importante de su larga historia deportiva, el torneo apertura 2013 de la Primera División Chilena.

El ex internacional por Chile retorna al fútbol austral tras siete años de carrera en el extranjero, donde vistió las camisetas del Celta de Vigo e Independiente de Avellaneda.

También te puede interesar el siguiente artículo: Nayel Mehssatou y Víctor Mendoza; “las promesas chileno-belgas”

En España completó grandes prestaciones: le anotó al Atlético de Madrid y Barcelona, fue titular indiscutido bajo el mando de Eduardo “Toto” Berizzo, completó una espléndida Europa League 2016-2017 y fue parte del equipo ideal de tal competición en el mismo año.

En Argentina tuvo un dispar rendimiento. Las lesiones le quitaron la posibilidad de ser regular en todas las competiciones, pero mientras estuvo sano mantuvo un rendimiento óptimo. Pedro Pablo Hernández fue campeón de la Suruga Bank Cup en 2018 con Independiente, en un encuentro donde fue titular y disputó 89 minutos. Lo más preocupante del paso del “Tucu” por Argentina fue una rotura de ligamento cruzado. Ojalá esta lesión no haya dejado secuelas y Hernández pueda volver a mostrar su calidad en los pastos chilenos.

En 2021 solo ha disputado 3 partidos (contra Lanus, Patronato y Gimnasia y Esgrima de la Plata), sumando un total de 200 minutos oficiales en cancha. Por lo que deberá entrenar y “ponerse a punto” táctica y físicamente para volver a ser extremadamente regular. Eso sí, llega a Rancagua sin ningún problema físico notificado.

 

¿Qué puede aportar el “Tucu” a O´Higgins?

La pregunta del millón. Si bien es apresurado decir que su fichaje es un éxito deportivo, sí se puede mencionar que su llegada es un gran envión anímico para la escuadra y parcialidad o’higginiana. Un valor que puede aportar en la constante búsqueda de consolidación de carácter y herramientas competitivas.

Pedro Pablo Hernández vuelve a Rancagua con 34 años, edad considerable para liderar un proyecto deportivo. Junto a Ramón Fernández, Marcelo Larrondo, Matías Cahais y Felipe Seymour, el “Tucu” debe sobresalir, ser una voz de experiencia que pueda aportar tanto dentro de la cancha como fuera de ella. Creo que será una de las insignias del conjunto rancagüino junto a Fernández, por lo que deberá estar a la altura de las circunstancias. 

Aún no veo una posición exacta en el invariable 4-2-3-1 que plantea Dalcio Giovagnoli para Hernández, pero si entiendo que llega a reforzar un mediocampo que se ha visto diezmado tras la salida de Tomás Alarcón. De mantenerse tal esquema, creo que su inclusión más probable sería en esa línea de dos mediocampistas que, hasta ahora, componen Seymour con Romero.

En aquella posición, Hernández podría ser un activo interesante para iniciar la jugada, facilitar la transición defensa-ataque e intervenir en línea de 3/4 en caso de ser necesario (incluso llegando desde segunda línea en centros laterales y rebotes). No creo que se le otorgue un rol único de “asistidor”, pues para eso ya está Fernández. Si se le puede exigir ser un volante con mixtura, con visión de juego, que pueda entregar pre-asistencias, clarificar jugadas donde la posición del balón se vea comprometida y ser un protagonista en la distribución de pases.

En su presentación con los medios oficiales de O´Higgins, Pedro Pablo Hernández señaló que “quiero encontrar mi mejor versión y fútbol en O’Higgins. Creo que lo puedo lograr con la gente que está trabajando, con los jugadores que hay.”

Tucu Hernández celebrando con la camiseta de O´Higgins - ANFP
Tucu Hernández celebrando con la camiseta de O´Higgins – ANFP.
Conclusión

Me parece un movimiento acertado por parte de la dirección deportiva rancagüina liderada por Pablo Calandria. El “Tucu” será un aporte más allá de su simple rendimiento deportivo (que ojalá sea relevante). Su figura le entrega un arma competitiva interesante al cuerpo técnico liderado por Giovagnoli pues, si logra reencontrar a Hernández con su mejor versión y rendimiento, será uno de los grandes movimientos del mercado de pases del fútbol chileno.

Para el hincha rancagüino, su llegada es una caricia. Siempre es lindo ver que los ídolos vuelvan al lugar donde se forjaron un nombre, sobre todo si es que pueden aportar al rendimiento global del equipo. Sin lugar a dudas, estaremos atentos al futuro del “Tucu” junto a su querido “Capo de Provincia” .