A veces en el camino de un futbolista pasan cosas malas y otras veces cosas buenas, pero son los momentos difíciles los que más marcan el camino de uno. Ezequiel Muth surgió en River Plate, lo quiso el Milán de Italia, vivió un duro momento en el ascenso español y hoy es figura en el Al Hilal United de Emiratos Árabes Unidos. Desde el país de Medio Oriente atendió a Balón Latino, nos contó su historia, lo que significa River Plate en su vida y el amor que siente por Platense. 

ENTREVISTA A EZEQUIEL MUTH, CAPITÁN Y FIGURA EN AL HILAL UNITED

P: ¿Cómo se te dio esta posibilidad de jugar en Emiratos Árabes Unidos? 

R: Yo estaba en Argentina almorzando con mis abuelos, justamente hablando de que iba a pasar con mi vida, que solución iba a tener para poder ingresar dinero y poder vivir. Una de las ideas era volver a España, ya que en Argentina las cosas no están muy bien. Me llegó un mensaje de un compañero que tuve en España que su representante, Juan Dávola, le había preguntado si conocía algún arquero Sub-23 y le pasó mis videos. Al día siguiente, se comunicó conmigo y me comentó a lo que aspiraba el club, la forma de jugar y me convenció. El 25 de diciembre me mandaron los pasajes y el contrato.

P: Se puede decir que fue un gran regalo de Navidad. Desde que llegaste al Al Hilal United, llevan ocho victorias seguidas y tuviste el arco en cero en cinco oportunidades. ¿Estás conforme con tu rendimiento? Tengo entendido que sos el capitán…

R: Si, tal cuál, fue el mejor regalo de mi vida poder firmar mi primer contrato profesional después de mucho tiempo. La verdad que estoy muy contento, es algo muy lindo y difícil ganar todos los partidos. Tenemos un equipo joven, todos somos Sub-23 porque la idea es poder emigrar al club de Bélgica (que tiene el mismo dueño) y la verdad que todos tienen muy buen nivel. El trato que recibimos desde que llegamos fue buenísimo, super amables y cordiales. Si, el técnico tomó la decisión para que sea uno de los capitanes por mi corta experiencia en Europa. Tengo compañeros que son de acá y otros africanos por lo que cuando escuchan el nombre de River Plate o de Newell´s, se les abren los ojos.

Ezequiel Muth, River Plate, Al Hilal United, Málaga, AC Milan, UD Horta, Mons Calpe, Villacarrillo, Platense
Fuente: @EzequielMuthOK

P: Es importante que las cosas sean buenas desde el primer momento. ¿Qué el técnico sea argentino y tener compañeros argentinos ayuda en el día a día? 

R: En el plantel nos comunicamos en inglés, tengo la suerte de saberlo, pero siempre es más fácil y llevadero trabajar con compatriotas. Más aun cuando alguien sabe tanto como Ever Demaldé (entrenador) así que estamos muy contentos. Con Diego y Matías estamos todo el día juntos tomando mates en el Hotel, charlando, jugando al truco. La verdad que estar así, tener compañeros muy buenos, es algo muy lindo y hace más llevadero el estar tan lejos de la familia.

P: Sin lugar a dudas que debe ser mejor estar acompañado por buenos compañeros. Volviendo atrás en el tiempo, me gustaría hablar sobre tu etapa en River Plate donde estuviste por siete años. ¿Qué significa River en tu vida? ¿Alguna persona te marcó en ese tiempo? 

R: Prácticamente tuve toda mi adolescencia ahí, ya estuve desde los 12 años. El 80% de mi vida es River porque fui al colegio ahí, me levantaba a las seis de la mañana, iba a entrenar y volvía a las ocho de la noche cuando salía del colegio. Alguien en particular no me marcó, pero si tuve grandes entrenadores como el «Pato» Fillol, Pablo Lavallén, Javier Alonso, que son personas que saben una barbaridad de fútbol. Mi entrenador de arquero, Claudio Arguello, que es un fenómeno. El club en general me marcó y crío como persona porque estuvieron dándome todo durante toda mi adolescencia: comida, entrenamiento, ayuda psicológica, seguridad médica. Lo que soy hoy es gracias a todos ellos.

P: Seguramente que además de todas las enseñanzas que tuviste en River, habrás formado buenas amistades también. Siguiendo con tu paso por River Plate, jugas un torneo en Europa en el año 2015 donde te observaron desde el Milán. ¿Conoces los motivos por lo que no se dio? Luego de eso, sufrís una lesión en tu pie.

R: El torneo en Qatar y me tocó viajar con una categoría más grande. Jugué los dos últimos partidos contra la Academia Aspire International y contra el Real Madrid donde me fue muy bien. Ellos sabían que era más chico, por suerte puede tener una linda noche y cuando volvimos al hotel estaba la gente del Milán con el cuerpo técnico. Vieron el partido, me preguntaron si tenía representante y me regalaron ropa del club. Y bueno, después son cosas que uno no se termina por enterar, a mi me dijeron que todo se complicó porque yo no tenía la ciudadanía, pero bueno, son cosas del fútbol.

A veces uno tiene suerte y otras no, pero tan poco era tan normal como es ahora de que los menores de 18 años salgan para todos lados. La lesión fue un esguince de tobillo, pero no me respetaron el puesto. Supuestamente, cuando uno viene jugando y se lesiona, le respetan el lugar, pero son cosas que ya pasaron hace mucho. En su momento me dolió, me costó entenderlo, me ponía excusas muy tontas, son cosas que tiene el fútbol. Supe levantarme, hacerme fuerte y ahora estoy acá en Emiratos Árabes.

Ezequiel Muth, River Plate, Al Hilal United, Málaga, AC Milan, UD Horta, Mons Calpe, Villacarrillo, Platense
Ezequiel junto al «Pato» Fillol. Fuente: @EzequielMuthOK

P: Creo que todas las cosas que te han pasado, sacaste todo lo positivo. Después de jugar en River Plate, pasas al Villacarrillo de España donde firmas por dos temporadas. Sin embargo, de la noche a la mañana, te echan. ¿Cómo fueron esos días? 

R: Todo pasa por algo, la clave está en no desistir y disfrutar los momentos esperando lo que se viene. Con el club firme por dos temporadas, sólo me pagaron un mes y de un día para el otro, vino la policía a sacarnos de la casa. Yo estuve con un compañero colombiano que me llevó a su casa porque yo quería quedarme en España. Estuve un mes y medio hasta que me fui a Ibiza para trabajar porque ya se me habían gastado los ahorros que tenía. Pero, todo se puso peor, no fue una buena decisión. Después pasó lo de Twitter (publicó su CV para conseguir club) y me tocó ir al Málaga. Otra vez por cosas de representante y porque el club no estaba en un buen momento, no seguí.

P: Fueron momentos muy difíciles y todos seguidos. Sin dudas que el apoyo de tus seres queridos fue clave en esas circunstancias. 

R: Si, el apoyo de la familia siempre estuvo. Ellos en ningún momento me presionaron para jugar al fútbol, es más, a mi mamá le costó mucho mi cambio de colegio a la edad de 9na categoría. Siempre el apoyo que tuve y que tengo de mi familia es hermoso porque me dejaron seguir mi camino y me aguantaron sin poner peros.

P: Es fundamental tener el apoyo de la familia en todo momento. Volviendo a lo que mencionabas anteriormente sobre ir a trabajar a Ibiza. Allí trabajaste como promotor, ¿Cómo fue esa experiencia? 

R: Era un mundo totalmente ajeno al mío y no tenía mucha idea acerca del trabajo. Mucha música electrónica, Djs que no conocía y luego de eso, me tocó irme del trabajo, de la casa en donde estaba. Fueron días muy feos porque no sabía en donde estar hasta que conocí a un colombiano mirando un partido de fútbol en la canchita donde yo entrenaba. Se me acercó, me ofreció una cerveza pero le dije que no. Hablamos un rato, la comenté mi situación, era un momento donde no hablaba con nadie y a mi familia no la quería asustar porque ellos no me podían dar solución y era poner mal a mis viejos y a mis abuelos. Me fui a vivir con él durante dos meses por lo que estoy eternamente agradecido con él.

P: ¿Lo que se generó en las redes sociales por tu historia te dio fuerzas para seguir? 

R: Lo de Twitter no lo podía creer porque lo vieron casi cuatro millones de personas, recibí mensajes de Argentina, México, Perú, Colombia, Portugal y hasta gente de Turquía. Fue una locura linda. En su momento me dio vergüenza hacer lo que hice porque toqué fondo, pero yo siempre confíe en mí y fue algo muy lindo el cariño de gente porque se puso en mi lugar y me entendió.

P: Se entiende la postura de no querer preocupar a la familia a la distancia. Siguiendo con tu carrera, ¿Qué recordás de tu experiencia en Gibraltar jugando para el Mons Calpe donde estuviste con varios argentinos? 

R: Mi experiencia en Gibraltar fue rara, linda y positiva. Éramos como ocho argentinos más el entrenador que era Luis Blanco (ex técnico de Platense y la Selección de Indonesia). Fue rara porque sólo pudimos competir tres meses porque pasó luego lo de la pandemia, estuvimos a un pasito de jugar la fase previa de la UEFA Europa League. La verdad que eso hubiese sido una experiencia increíble, pero me llevo lindos recuerdos porque conocí gente hermosa, una familia de amigas que me abrieron la puerta de su casa. El fútbol es una mezcla de choque, pelotazo, como en el ascenso y no se intentaba jugar como en España.

P: Mencionaste que Blanco fue técnico de Platense y según lo que se vio en tus redes estos últimos días, sos hincha del Calamar. Me imagino que debe estar más que contento con el ascenso a Primera. ¿Soñas con atajar en Platense? 

R: Soy hincha de Platense desde siempre, mi viejo me llevó a la cancha desde que tengo uso de razón. Lamentablemente nací un día después de que Platense se fue a la B y nunca lo había visto en Primera. Me tocó verlo descender a la B Metropolitana, verlo ascender en la cancha de Lanús a la B Nacional y ahora verlo en Primera División es algo único. El otro día verlo jugar contra River Plate no lo podía creer, lo mismo contra Argentinos Juniors que para la gente grande es un clásico. Yo sueño con dos cosas: con poder jugar en la Primera de River Plate y poder atajar en Platense que es un sueño que tengo desde chico. Cuando iba a la cancha y miraba el partido pensaba «que ganas de atajar ahí». Es una motivación que tengo de algún día poder defender los colores que amo.

Ezequiel Muth, River Plate, Al Hilal United, Málaga, AC Milan, UD Horta, Mons Calpe, Villacarrillo, Platense
Ezequiel en el arco del Al Hilal United. Fuente: @EzequielMuthOK

P: Es una motivación extra como decís el querer jugar en el club de tus amores. Viendo más a futuro, sabiendo que ahora posees doble nacionalidad argentina y alemana. Si ambas tocan la puerta, ¿Qué cuál elegís? 

R: Si llega a dar la posibilidad de elegir una de las dos selecciones, ni lo dudaría, yo amo a mi país y también es otro de mis sueños es poder representar a mi país, pero se que es algo muy difícil porque tenemos una de las mejores selecciones del mundo. Ojalá algún día pueda jugar un Mundial o algo relación con la selección.

P: Para cerrar y para que aquellas personas que no te han visto jugar o no han visto videos tuyos, ¿Qué clase de arquero sos? 

R: Soy un arquero que le gusta jugar adelantado, me gusta salir jugando y participar del juego del equipo. Si bien, antes me sentía cómodo saliendo en los centros, ahora prefiero confiar en mis reflejos y fuerza de piernas quedándome bajo los tres palos. Soy atrevido, me gusta meter pases a los laterales y si veo algún movimiento los delanteros o algún hueco, intento meter pases de goles. Es más, llevó dos asistencias en este campeonato.