Fuente: Medio Tiempo

Hoy es 14 de febrero y en muchas partes del mundo se celebra el Día de San Valentín más conocido como el día de los enamorados. Es una fecha especial en la que las parejas, matrimonios y todas las personas que se tienen afecto se hacen regalos, pasan el día juntos y festejan este día. Nosotros, como de costumbre lo llevamos a nuestro ámbito, al futbolístico, porque amamos la pelota. Hablando de esta hay muchas cosas que nos gustan dentro del deporte rey, muchos condimentos: la pasión, la gambeta, un gol en la hora, un penal atajado en la hora, que tu equipo salga campeón o que luche por no descender, son algunos de los detalles que tiene el fútbol. Hablando de este a todos nos encanta gritar un tanto y hay otros que están identificados con ambas cosas, el amor y el grito sagrado, como Vagner Love.

Resultado de imagen de vagner love FLAMENGO
Fuente: Ricardo Cassiano/Lancepress

Es por eso que te contamos su historia por el fútbol europeo del jugador de 35 años que hoy se desempeña en el Corinthians.

¿Qué fue de Vagner Love?

Su nombre es bastante llamativo aunque su nombre real es Vágner Silva de Souza. Este apodo surgió en el 2003 cuando en aquel entonces era futbolista de Palmeiras. En dicho año fue sorprendido con una chica en plena concentración del Verdao. De ahí en más fue llamado el ‘Enamorado del Gol’. Otro de las detalles del nacido en Río de Janeiro eran sus trenzas, pero más bien por su color, bastante llamativas.

Resultado de imagen de vagner love palmeiras
Fuente: ESPN

Vagner Love tuvo una extensa trayectoria en el fútbol europeo, pasando por clubes como Mónaco, Besiktas y Alanyaspor. Además pasó brevemente por Asia, cuando vistió la camiseta del Shandong Luneng Taishan de China. También fue participe de la Selección Brasileña 25 veces, anotando nueve goles y llevándose dos Copa América. Sin embargo en el único lugar del mundo que pudo sentirse como figura principal fue en el CSKA Moscú.

LEA TAMBIÉN:  Gustavo Cuéllar, con destino a Arabia Saudita

El CSKA Moscú tuvo su “Zar” del amor

Fuente: UEFA

Su primer paso por el fútbol ruso lo logró emigrando desde Palmeiras en el año 2004 a cambio de 6.2 Millones de euros. En su primera experiencia en Europa consiguió el doblete tras ganar la Copa UEFA, ante el Sporting de Lisboa. Convirtió uno de los tres tantos en la victoria de los moscovitas sobre los portugueses. De ahí en más se mantuvo en la capital de Rusia hasta 2009. En ese lapso obtuvo ocho títulos en lo colectivo y dos de forma individual. Estos últimos fueron producto de ser el goleador de la Premier Liga 2007/2008 con 20 goles y de hacer lo propio en la Copa UEFA 2008/2009 pese a que el CSKA de Moscú quedó eliminado en los octavos de final.

Resultado de imagen de vagner love china
Fuente: La Prensa Hn

Se fue cedido al Palmeiras pero a la temporada tuvo que volver a Rusia, pero fue prestado nuevamente, solo que su destino esta vez fue Flamengo. Dos años más tarde, producto de estas dos cesiones al fútbol brasileño fue adquirido por el Mengao a cambio de 10 Millones de euros, pero duró un año y retornó a su casa, el CSKA.

Los de Moscú volvieron a invertir dinero en Vagner Love, nuevamente 6 Millones de euros. Sin embargo duraría tan solo un semestre ya que el fútbol chino llamó a su puerta y fue transferido por 12 Millones de euros.

Fuente: Scoopnest

En CSKA dejó su huella varias veces, más precisamente 153 goles en 293 partidos, levantando 17 trofeos.

La actualidad de Vagner Love en Brasil

Ya no usa trenzas de colores, no parece él ya que está completamente sin cabello. En enero de 2019 quedó libre del Besiktas y se fue al Corinthians, club que hasta el día de hoy lo tiene como una de sus figuras. Hasta el momento lleva 73 juegos y 23 anotaciones.

LEA TAMBIÉN:  ¿Qué fue de... el delantero brasileño Nilmar?
Resultado de imagen de vagner love corinthians
Fuente: One Football

Hace dos días tuvo un golpe duro ya que el Timao quedó eliminado de la Fase Previa de la Copa Libertadores a manos de Guaraní. En dicho juego Vagner Love asistió en uno de los tantos a Mauro Boselli con una gran jugada.