Rentistas
Rentistas ganó su primer título en primera división, venciendo a Nacional. Foto: Teledoce.com

Solo con una pandemia en curso, el Club Atlético Rentistas pudo ser campeón del Torneo Apertura de Uruguay. Es una coincidencia muy truculenta que un club pequeño y desconocido en demasía salga primero en un campeonato tan disparejo como el charrúa. Todo esto mientras lo más importante es llevar el tapabocas (barbijo) bien puesto y no exponerse en la calle. Los que sí salieron de sus casas, con orgullo, con una alegría inexplicable y ganas de llorar, fueron los contables hinchas de El Rojo, ese que jugó con la soledad a su favor.

Aun así, su sorpresiva victoria ante Nacional y el consiguiente título del Torneo Apertura no parece ser el único suceso tan inesperado en Uruguay, el cual, en mi concepto, es el país menos competitivo en temas de liga local a nivel sudamericano. Entre la complejidad de su sistema de campeonato y los diferentes trofeos que hay en disputa, los únicos que aspiran son Nacional y Peñarol. Tal vez con algún asomo de Danubio y Defensor Sporting, pero sin ningún problema para los dos jefes del país, mismos que ya se pasan de añejos.

Algunos, luego del título de Rentistas, comparaban la hazaña con clubes como Leicester en la Premier League, el cual ocurrió en la liga más pareja del mundo. Yo, en mi opinión, lo podría comparar con Binacional de Perú en 2019 o Deportes Tolima en 2018. Pero realmente, junto a Rentistas, el club que compite directamente por saber quién es el más sorpresivo de nuestro fútbol continental es Plaza Colonia, campeón uruguayo en el Clausura de 2015-16.

Retar a los dos gigantes

Rentistas le gana a Nacional
Rentistas aseguró un cupo a Copa Sudamericana, como mínimo. Foto: Diario Crónicas

Gran parte de la sorpresa que propinó Rentistas este miércoles al salir campeón fue contra quién lo consiguió. Igualmente, si un equipo de pocas charreteras quiere ser campeón en este país, deberá sí o sí, verse las caras ante el Carbonero o ante el Albo. Es una utopía que ni Nacional ni Peñarol estén en esa definición mano a mano por el título, y aunque ha ocurrido que alguno de los dos cede terreno, es prácticamente imposible que ambos caigan antes de tiempo. A Rentistas nunca le ha atemorizado jugar contra el Decano de Uruguay. Mucho menos lo fue en la gran final del campeonato, incluso con un equipo blanco que fue primero en el todos contra todos.

La primera fecha del Apertura tuvo en contienda a Rentistas y Nacional. Fue el partido que le dio la bienvenida a los Bichos Colorados en primera división, luego de más de cinco años en el descenso. Fue la mejor bienvenida, pues como señal de lo que el miércoles se consumó, el equipo más pequeño de la pareja se quedó con el resultado, tras un 2-0 que abrió una campaña brillante para el club que hoy nos convoca. Luego de eso, los dirigidos por Alejandro Cappuccio ganaron siete, empataron otros tantos y perdieron uno. El recién ascendido tuvo un invicto de 12 fechas.

Rentistas empató con Peñarol 2-2. También hay que contemplar eso; no perdió con los grandes. Similar al título de Plaza Colonia en el Clausura del 15-16, cuando venció a los dos más grandes del país y superando a Peñarol por cinco puntos en primer y segundo lugar.

Rentistas, siempre dulce contra Nacional

Rentistas Vs Nacional
Rentistas superó las ocho victorias ante Nacional desde sus siete ascensos. Foto: Futbol.uy

Al parecer, Rentistas se ha preparado toda la vida para ganarle a Nacional más que para ganar títulos. Este semestre le ganó los dos partidos, el primero y el último. Además, entre los 80’ y 90’ del siglo pasado, el Bicho Colorado se llevó cinco victorias consecutivas ante el equipo del Parque Central, teniendo en cuenta que el club blanco no le marcó en ninguna ocasión. Hay que destacar también que El Renta es un típico mochilero de la liga uruguaya, ese que mantiene viajando entre primera y segunda.

Para esta final, la cual ganó el más chico de los dos, la diferencia en nóminas era necia y descarada. Nacional es el equipo con el plantel más caro, avaluado en 13,45 millones de euros, mientras que Rentistas cuenta con una humilde nómina de 4,73 millones de euros. Uno es el primero y el otro es el duodécimo, entre 16 clubes de la primera división. Esto según datos de Transkermarkt.

Aun así, lo del club fundado en 1933 no es más sorpresivo que lo hecho por Plaza Colonia, equipo que fue campeón de la liga uruguaya con la nómina más modesta del campeonato. Era el último en ese ítem, sin olvidar que en la tabla de posiciones fue el primero en absoluto, solo perdiendo un partido durante el torneo. Su valor en el mercado era de 6,43 millones de euros, mientras que Nacional superaba los 20 millones.

Una historia relativamente nula

Rentistas Uruguay
Rentistas llevaba más de cinco años sin jugar en primera. Foto: Tenfield.com

El fútbol uruguayo, en términos generales, es antiguo y añejo. El haber recibido la primera Copa Mundial y ganarla en 1930 influyó para que en todos los barrios de Montevideo se fundaran equipos de fútbol. Y sí, Club Atlético Rentistas es un equipo de barrio, en el sentido más literal. Con instalaciones de barrio, hinchada de barrio y grandeza de barrio. Probablemente todos los que salieron a celebrar su triunfo eran vecinos de Cerrito de la Victoria, lugar donde nació este club pequeño.

Y aunque se fundó en 1933, su historia es más corta que las butacas del Centenario. Incluso, cuando el equipo de los Bichos Colorados nacía para el mundo, la FIFA ya había declarado el gran estadio de los uruguayos como monumento histórico del fútbol mundial. Este miércoles, la corta existencia de un elenco pequeño subió de nivel en un teatro grande y vacío.

Otro dato que vale la pena es el de la diferencia de títulos entre Nacional y Rentistas. Mientras Rentistas apenas jugaba sus primeros partidos, los Bolsos ya tenían en su haber 12 títulos del campeonato uruguayo. Esa supremacía no fue suficiente para ganarle el título del Apertura a un club que ha ascendido siete veces. Por cierto, ese club escarlata y poco popular es campeón luego de haber subido a máxima categoría para este 2020.  Hizo lo mismo Plaza Colonia en su momento de gloria.

87 años de una corta historia que apenas dejó su primer título en primera.