reconocimiento a justo sanchez
Justo Sánchez y su increíble historia llegó a la FIFA. FUENTE: www.elobservador.com.uy

La FIFA entregó premios a los deportistas, entrenadores y también a las mejores historias de los hinchas. En este rubro, el reconocimiento a Justo Sánchez, a su increíble historia, fue contundente. No se llevó el galardón pero todos los allí presentes aplaudieron y reconocieron este increíble relato del hincha uruguayo.
En la terna, Sánchez compartía con dos historias más: la de los hinchas de la selección femenina de Holanda en el último mundial y la de Silvia Grecco que es una mujer brasileña que le relata los partidos a su hijo ciego y con autismo. Finalmente esta última historia ganó, pero el reconocimiento al uruguayo no faltó.

PUBLICIDAD

“Me gustaría compartir este premio con Justo Sánchez, que también tiene una linda historia de amor con su hijo. Siéntase también homenajeado, Justo”, dijo Silvia grecco

¿De qué se trata la historia de oriental? El documental llamado “Justo y Nico” cuenta la historia del porqué Justo dejó de ser hincha de Cerro para ir a alentar a Rampla en homenaje a su hijo fallecido en un accidente. Rivales clásicos de toda la vida. Pero, desde ese triste momento, Juan lleva la bandera con la leyenda “Nico siempre presente” a cada partido de Rampla.
Una gran historia en el fútbol uruguayo que también merecía el premio de FIFA. La bandera llegó hasta la ciudad de Milán, ciudad donde se realizaron los premios. Allí también estuvo presente Nicolás.

Godín también reconoció a Justo Sánchez

reconocimiento a justo Sanchez
Diego Godín se acercó a apoyar a Justo. FUENTE: @diegogodin

Un día antes de la ceremonia, el zaguero Diego Godín se acercó hasta el hotel donde se alojaba el propio Sánchez y le regaló la camiseta de Inter. Justo no dudó en obsequiarle una de Cerro y compartirla en las redes sociales. Cabe destacar que el capitán de la selección uruguaya debutó en primera división en ése club allá por 2002.
Diego no quería perderse el reconocimiento a Justo Sánchez. La emoción de este hombre de 70 años fue inmensa. No tardó en declarar que “Mi sangre sigue siendo cerrense, pero mi corazón es “Picapiedra”.
Para cerrar, Justo no teme en afirmar que con su bandera seguirá estando donde Rampla juegue. “Mientras yo viva, esta bandera va a estar en todas las canchas”, afirma.