Fuente: Racing Club de Montevideo

Finalizó la sexta jornada del Torneo Clausura y Peñarol está en problemas. En el día de ayer igualó en un partidazo por 3-3 ante Racing Club de Montevideo. Sin embargo no quedó claro si perdió dos unidades o si ganó una, ya que el trámite del juego fue más favorable para el conjunto de Sayago que para el elenco carbonero. Lo cierto es que el aurinegro no supo aprovechar la superioridad numérica por más de una hora y pudo haberlo perdido, de no ser por el error del arquero cervecero en el último gol. Con este resultado queda a siete puntos de Nacional en el Clausura y a ocho en la tabla anual. El equipo no convence, la directiva no colabora y el entrenador está en la cuerda floja. Lo único positivo es que obtuvo el Torneo Apertura, el cual le asegura estar en las finales por el título.

¿Cuáles son las causales del mal momento que pasa Peñarol?

Resultado de imagen para brian rodriguez a la galaxy
Fuente: Jayne Kamin-Oncea-USA TODAY Sports

Mal manejo de los fichajes

La obtención del Torneo Apertura y el gran momento de sus individualidades, hicieron que Peñarol potenciará a sus jugadores y por ende los vendiera. Si bien en lo económico recaudó, perdió mucho en lo deportivo. Se fueron Gabriel ‘Toro’ Fernández, Brian Rodríguez, Darwin Núñez y Lucas Hernández fueron las más significativas. Además Cristian Lema, quien había llegado a préstamo y quien fuera una de las figuras se fuera a Newell’s.

Resultado de imagen para misael riascos peñarol
Fuente: @OficialCAP

Los reemplazos no han rendido, o al menos tapado el agujero que dejaron los anteriores. Llegaron Rodrigo Abascal(Fénix), Gabriel Rojas(San Lorenzo), Misael Riascos(libre) y Xisco Jiménez(libre), ninguno de ellos ha dado la talla. El único con más presencias ha sido el lateral zurdo. Vale destacar que Riascos jugó menos de 90′ y su contrato fue rescindido al poco tiempo.

LEA TAMBIÉN:  Sporting Lisboa y su uruguayo tricentenario

Los jugadores experientes no rinden como hace seis meses

Fuente: @leoeldelasfotos

Otro de los inconvenientes es el bajo nivel mostrado por los futbolistas de mayor edad o de mayor experiencia. Cristian Rodríguez, Walter Gargano, Guzmán Pereira y Lucas Viatri, son la columna vertebral del equipo, sin embargo han tenido rendimientos bastantes irregulares y eso Peñarol lo siente.

Por si fuera poco los cuatro ya mencionados han sufrido alguna lesión en el último tiempo, por lo que también es un factor que no ayuda. En muchas oportunidades han tenido minutos más por nombre que por performance y eso se siente a la hora de jugar de forma continua.

A algunos jóvenes les pesa la camiseta mientras a otros no

Peñarol
Fuente: @leoeldelasfotos

Muchos jóvenes han tenido que ponerse el equipo al hombro pese a su juventud. Por un lado están los Ezequiel Busquets(18), Agustín Canobbio(21), que pese a tener grandes condiciones, carecen de confianza y eso en el elenco mirasol se siente. Por el otro los emergentes que cada vez se hacen más protagonistas, son los casos de Facundo Pellistri(17) y Matías de los Santos(21).

El técnico también tiene su “culpa” en el mal momento de Peñarol

Resultado de imagen para diego lopez peñarol
Fuente: Telemundo Uy

Ya hablamos de la directiva y los jugadores, por fuera no puede quedar el entrenador. Si bien no tiene la materia prima que hace seis meses, el conjunto carbonero no juega bien, ya no presiona como antes y no es protagonista. Le anotan mucho y ya no lo respetan. Está perdiendo lo más importante para un equipo grande, el poder ganar partidos contra equipos inferiores.

Por si fuera poco nunca repite el mismo sistema, ni los jugadores y hasta a veces se equivoca con las sustituciones. Para peor hace un par de semanas se comenzó a hablar de sus posibles reemplazantes, Peñarol no está bien y Diego López tampoco.

LEA TAMBIÉN:  Maxi Pereira está libre y Peñarol busca jugadores...

¿Cómo es la situación del club de cara a lo que se viene?

A nivel económico muy bien, aunque en lo deportivo debe remontar cuanto antes. Peñarol viene de ser bicampeón uruguayo y busca el tricampeonato. Sin embargo es difícil, ya que su tradicional rival pasa por un buen momento y le sacó varios puntos de ventaja. En este último torneo le lleva siete unidades aunque falta que se enfrenten, mientras en la tabla acumulada el mirasol es tercero a ocho puntos del Tricolor y a cuatro de Cerro Largo.

Ahora, en dos días, recibirá a Boston River en su casa, otro club que lucha por no descender al igual que Racing Club. Con su gente y ante un rival inferior, tiene la responsabilidad de ganar, gustar y hasta golear, aunque este Peñarol este dolido y con el orgullo golpeado. Su historia le pide revertir esta situación, sus hinchas también, sino deberán cambiar no solo al entrenador.