Nicolás González, Stuttgart, 2. Bundesliga
Fuente: La Capital MdP

Volvió el fútbol en Alemania y todo el mundo estuvo expectante de la Bundesliga, sin embargo no menos importante fue el retorno de la 2.Bundesliga. La división de plata había dejado al Arminia Bielefield como líder, Hamburgo segundo y tercero el Stuttgart de Nicolás González. Esa tabla tras la reanudación por COVID-19 no sufrió modificaciones ya que el líder y su escolta igualaron, mientras el conjunto del argentino cayó ante el Wehen Wiesbaden por 2-1. Pese a ello el ex-Argentinos Juniors se anotó en el marcador dándole el único tanto a su equipo. Fue el primero de su país en convertir tras el coronavirus, su séptimo gol por la liga, su octavo en la temporada y su décimo en Europa.

Nicolás González marcó pero no le alcanzó al Stuttgart

Fuente: Fox Sports

El primer tiempo se fue en silencio, sin goles en el marcador. Para el complemento llegaron todas las emociones. Wehen Wiesbaden había abierto el score a los 50′ y parecía que se llevaría la victoria con ese tanto en solitario. Sin embargo a los 83′ Nicolás González marcaría el empate producto de un desborde de Massimo y el argentino apareció por el segundo palo en solitario para poner el 1-1 parcial; definió prácticamente con el arco vacío aunque el arquero casi la saca. Pese a ello en el último minuto de descuento el Stuttgart caería derrotado producto de un penal señalado por el VAR a los 90’+5.

Con su gol ante el Wehen Wiesbaden suma 10 goles en Europa

Bundesliga | Nicolas Gonzalez: Five things on VfB Stuttgart's ...
Fuente: Gabriel Rossi/Getty Images

Una de cal y una de arena para el surgido en el ‘Bicho de La Paternal’ a quien le costó mucho su primer año y está explotando en el segundo. La pasada campaña solo había podido convertir dos veces siendo estas ante Schalke y Mainz. Posteriormente con el descenso de su equipo se empezó a hacer fuerte en la 2. Bundesliga. En su segundo año, le anotó a St.Pauli, Bochum, SSV Jahn Regensburg, Hamburgo, Hannover, Heidenheim y Wiese Wiesbaden. Por su parte su otro grito sagrado había sido por la DFB Pokal ante el Hamburgo.