El Bayern Múnich aplastó al Chelsea en Stamford Bridge. Fuente: Reuters

La ida de los octavos de final de la UEFA Champions League continúo su curso este martes. Mientras el Barcelona logró rescatar un sufrido empate en su visita al Napoli, el Bayern Múnich goleó 3-0 al Chelsea en Stamford Bridge y puso en jaque al conjunto de Frank Lampard. Pese a una notable actuación de Willy Caballero, el latino más destacado del encuentro, los bávaros no tuvieron piedad y pasaron por encima al equipo local en el segundo tiempo.

Aunque tuvimos ocasiones en ambos arcos durante la primera parte, las más claras fueron desde un principio para el Bayern, que no tardó en hacer trabajar al arquero argentino. Willy, quien se ha ganado la titularidad debido al bajo rendimiento de Kepa, no defraudó y tapó dos mano a mano a Robert Lewandowski, además de estar muy atento para salir a anticipar. El Chelsea, que por momentos parecía faltarle iniciativa, sufría atrás pero también lograba tener las sus oportunidades aprovechando las contras.

Tras un primer tiempo que finalizó con el marcador en silencio, la segunda mitad no tardó en regalarnos emociones. El Chelsea, en el que sobresalieron Mason Mount y Mateo Kovacic, salió más decidido para afrontar el complemento. Sin embargo, descuidó el apartado defensivo y lo pagó caro. Una pared perfecta entre Serge Gnabry y Robert Lewandowski concluyó en gol del alemán, quien había estado desaparecido durante la primera parte. Esto cayó como balde de agua fría para el Chelsea, que un minuto atrás había visto cómo una protesta de Jorginho culminaba en una amarilla que dejaba al ítalo-brasileño fuera del partido de vuelta.

LEA TAMBIÉN:  John Lucumí hace parte del equipo ideal de la Champions
Fuente: Marca Claro

EL GOLPE DEFINITIVO

Apenas dos minutos después, Gnabry decretó el segundo para los suyos tras una nueva combinación con Lewandowski. El alemán le ganó la espalda a una herida defensa ‘blue’ y definió cruzado con su pierna izquierda. El Bayern ahora controlaba el partido a placer frente a un equipo local que, sin demasiadas opciones, lo intentaba como podía. Ni los ingresos de Willian y del goleador Tammy Abraham pudieron cambiar un panorama que de por sí ya era muy adverso.

La mejor noticia para el Chelsea durante el encuentro fue que el equipo arbitral no cobrara un penal clarísimo de Andreas Christensen. El central danés tocó la pelota con el brazo extendido dentro del área del Chelsea y, a pesar de los múltiples reclamos de los bávaros, el VAR no intervino. Sin embargo, el gol aparecería por otro medio. A los 73′ llegó el momento goleador de Lewandowski, quien marcó frente a un arco libre asistido por el incansable Alphonso Davies, quien cedió la pelota al polaco luego de una corrida monumental.

Sin embargo, la tormenta no terminaba para el Chelsea. A los 82 minutos, Marcos Alonso dejó con diez a su equipo luego de que el árbitro Clément Turpin chequeara el VAR y sancionara al español con tarjeta roja. Los de Frank Lampard tampoco podrán contar para el encuentro de vuelta con N’Golo Kanté, quien continúa lesionado y hoy les hizo mucha falta. Ahora, el Chelsea se aferra a un milagro para continuar en carrera. Hoy, el equipo se rompió por completo tras el doblete ‘exprés’ de Gnabry y acabó siendo aplastado por un Bayern insaciable.

FICHA TÉCNICA

Chelsea (3-4-2-1): Caballero; Rüdiger, Christensen, Azpilicueta (Pedro, 73′), Jorginho, Kovacic, Marcos Alonso, Reece James, Barkley (Abraham, 61′), Mount y Giroud (Willian, 61′).

LEA TAMBIÉN:  El talento colombiano, en alza en la Superliga argentina

Bayern Múnich (4-5-1): Neuer, Alphonso Davies, Alaba, Boateng, Pavard, Kimmich, Thiago (Goretzka, 90′), Gnabry (Tolisso, 85′), Müller, Coman (Coutinho, 66′) y Lewandowski.