Mauricio Affonso convirtió
Mauricio Affonso llegó hace poco a sudáfrica y ya lleva dos goles. FUENTE: @Masandawana

Mauricio Affonso convirtió un gol en la goleada de su equipo, el Mamelodi Sundowns FC por 11 a 1 por la primera ronda de la Liga de Campeones de África. Con este marcador, cerró la serie con un contundente 16-1 ya que había ganado 5 a 0 en el primer encuentro.

El ex Racing le puso la cabeza a un córner desde la derecha para cerrar la goleada. Recientemente llegado al conjunto sudafricano, el uruguayo arribó a fines de julio y lleva disputados dos partidos. Ambos ingresando desde el banco de suplentes. Eso sí, se hizo presente en la red de los dos encuentros.

Mamelodi Sundowns, su primer experiencia fuera del continente

Fuente: soccerladuma

El “Flaco”, de 27 años, está probando suerte en este nuevo equipo en una liga desconocida por él como la sudafricana. Provino del conjunto peruano Alianza Lima donde dejó un gran recuerdo en el año y medio que estuvo. Viene de ser el goleador del equipo.

Con el Mamelodi Sundowns firmó por dos temporadas. Tendrá la suerte de contar con otro compatriota: Gastón Sirino, quien está en el mismo equipo desde enero de este año y quien también convirtiera un tanto por la competición africana de clubes.

Mauricio Affonso, rompe redes donde sea

Mauricio Affonso convirtió
Mauricio Affonso es muy querido en Perú donde le dicen “Matador”. FUENTE: elbocon.pe

A pesar de tener 27 años, Mauricio jugó en cinco países distintos y en todos ha convertido goles. El nacido en Melo, debutó en Racing de Montevideo, su primer club en el profesionalismo, en este convirtió 18 goles. En Peñarol la suerte fue dispar entre un mal momento del equipo y altibajos en su rendimiento, sin embargo pudo festejar en siete oportunidades. Ha jugado en Arabia Saudita, en el equipo Al-Shabab donde hizo cuatro goles. En su corto paso por Atlético Tucumán de Argentina hizo un solo gol y en Perú, jugando para Alianza Lima festejó en 11 oportunidades.

LEA TAMBIÉN:  Mauricio Affonso pieza clave en Mamelodi Sundowns