Guillermo Ochoa, el imbatible

Parece que el Standard de Liége, de la mano del guardameta mexicano Guillermo Ochoa, volverá a ser protagonista de la Primera División de Bélgica tal como lo fue durante la temporada pasada, cuando quedó en segundo lugar general de la competencia a tan solo tres puntos del campeón, el Club Brujas.

Y es que, después de cuatro partidos de Liga, el club del nacido futbolísticamente en el América ha conseguido dos victorias y dos empates, cosechando ocho puntos de doce posibles. Esto coloca al Standard en el tercer lugar de la tabla general, únicamente dos puntos por debajo del líder provisional de la competición. De igual forma, los dirigidos por Michel Preud’homme han anotado seis anotaciones y solo han permitido dos, por lo que su diferencia de goles no solo es positiva, sino prometedora.

PUBLICIDAD

Este mérito, en gran parte, es responsabilidad del cancerbero latinoamericano Guillermo Ochoa, quien ha mantenido su portería en cero en tres de los cuatro enfrentamientos que ha tenido en el inicio de la campaña. Por si fuera poco, el único partido de Liga en el que recibió anotación fue en la jornada uno, cuando su equipo derrotó 3-2 al Gent. En resumen, el arquero nacional ha mantenido su valla en cero en los últimos tres partidos ligueros.

Esto, por supuesto, agranda la figura del guardameta mexicano que, por cuestiones del pasaporte comunitario que aún no registra -lo cual provoca que, a pesar de los más de siete años en el balompié europeo, Ochoa siga siendo considerado como ‘un futbolista extranjero’-, no pudo llegar al Napoli de Italia, club dirigido por Carlo Ancelotti.

A pesar de esto, el arquero latinoamericano se ha hecho acreedor de diversos campeonatos a nivel nacional y a nivel selección, por lo que se le podría considerar como uno de los mejores guardametas en la historia del fútbol mexicano.

Así, Ochoa comienza una nueva temporada con tres porterías imbatibles de cuatro posibles, por lo que su futuro dentro del Stándar Lieja, al menos en la campaña 2018-2019, luce alentador. De continuar con el nivel mostrado en los últimos años, y de arreglarse el problema que guarda con el pasaporte comunitario, el mexicano podría dar el siguiente paso a una de las ligas más importantes de Europa.