El nombre de Jhon Arboleda Valencia para muchos amantes y seguidores del fútbol colombiano quizá sea un completo interrogante. Su humanidad no figura en las grandes ligas locales o internacionales élite, por lo cual no es fácil recodarlo para el hincha. Sin embargo, para la pequeña población de Gozo al norte de Malta, este cafetero ya es todo un referente.

PRIMEROS PASOS: AMOR POR ‘LA CAPRICHOSA’

Por el pensamiento de este futbolista colombiano natural de una pequeña población en el centro del Cauca: López de Micay de apenas 23 mil habitantes, nunca se cruzó la idea de que su sueño de llegar a Europa se fuera a convertir en una realidad. Su anhelo desde niño transitando calles sin pavimentar, canchas de tierra y pisos mojados fue estar en la élite del fútbol mundial.

PUBLICIDAD

Todo parte a la edad de 8 años, cuando Arboleda Valencia se instaló en la ciudad de Popayán, capital del departamento del Cauca. El lugar le abrió las puertas a su talento y de la mano del fallecido Fredy Portilla, un ícono en la ciudad en cuanto a formación futbolística dio sus primeros pasos.

En el transcurso de su infancia y adolescencia logró vestirse con la camiseta de academias como la Francisco Maturana en Medellín. Posteriormente dio un salto al extranjero a la edad de 14 años y radicarse en Argentina, en donde con miles de sueños se hizo un espacio en la Asociación Atlética Argentinos Júniors por tres años. Sí, la misma de Diego Armando Maradona.

Jhon Arboleda, Defensa y Justicia
Defensa y Justicia

Posterior a esto, John Arboleda tuvo un paso fugaz en correría de un año por cada equipo arrancando en el Club Atlético Banfield, Club Social, Deportivo Defensa y Justicia, y Club Atlético Excursionistas. En este último lugar tuvo su debut oficial y marcó primer gol como profesional. Fue un sueño hecho realidad para el ágil extremo.

ESCALA EN COLOMBIA: RUMBO A EUROPA

Una lesión en su mejor momento en el país ‘gaucho’ lo apartó de las canchas por seis meses, pero su entereza y deseo por brillar lo pusieron de nuevo en la órbita futbolística, esta vez más cerca de casa. Colombia fue su destino y el Boyacá Chicó Fútbol Club le abrió las puertas en el año 2018, en donde logró estar cerca de tres temporadas completas. Solo jugó un par de encuentros y no celebró ningún gol. Estuvo presente en la pésima campaña que envío al descenso por segunda oportunidad al equipo del altiplano colombiano.

Como un acto de suerte quizá o azares del destino, Jhon Arboleda Valencia emprendió un camino hacia Europa, en donde el archipiélago de Malta lo estaba aguardando. Culminado el primer semestre el 2019 llegó a la isla de Gozo, incluida dentro del grupo de regiones que conforman el estado maltés para realizar una prueba en el Ghajnsielem Fútbol Club de la primera división.

El 1 de julio de 2019 se ofició su fichaje por ‘The Blacks’ y hasta el momento ha logrado anotar un tanto en lo corrido de la presente temporada, en la que marchan terceros con 5 juegos disputados.

En el presente, Jhon Arboleda Valencia sueña con hacer un gran papel en una de las ligas alternativas más apartadas del esquema top de Europa. Esta cuenta con la participación de colombianos que se hacen un eco en sus clubes y sueñan con vestirse con la camiseta de la Selección Mayor, aún sabiendo que nombres como Alfredo Morelos, Roger Martínez, Rafael Santos Borré, entre otros; se han adelantado en la fila de espera.