Gaitán seguirá su carrera en el Lille de Francia

El futuro de Nicolás Gaitán se había convertido casi en una novela, de esas que tienen extensos capítulos. El volante argentino había quedado libre del Chicago Fire de la MLS a fines de diciembre y, hasta hace pocos días, no había conseguido nuevo club. Luego de que el llamado de Boca Juniors nunca llegara, Gaitán firmó contrato por dos años y medio con el LOSC Lille de la Ligue 1.

VOLVER A DEMOSTRAR

La oportunidad de incursionar en una liga de élite como lo es la francesa a los 31 años no le llega a cualquier jugador. Gaitán viene de conocer tres continentes en dos años. Jugó en cuatro clubes en un período demasiado corto de tiempo y nunca pudo asentarse en ninguno. Es un gran jugador, eso no está en discusión.

De Benfica al Atlético Madrid. Del Colchonero al Dalian Yifang de China. De Asía a la MLS y de la MLS al Lille de Francia. Ese es, hasta ahora, el periplo del nacido en Buenos Aires. Si nos apoyamos en los números, el club en el que Gaitán se sintió más cómodo fue en Benfica, donde encontró su lugar en el mundo y estuvo seis temporadas vistiendo sus colores, con 41 goles y 88 asistencias en 253 encuentros.

El Cholo Simeone lo uso poco en España y por eso la liga China suele ser un destino varias veces elegido por los latinoamericanos para embolsar varios millones pero también soñar con que sea un nuevo comienzo que los relance en el fútbol. No fue este el caso de Gaitán en el Dalian Yifang (30 partidos, un gol y 10 asistencias). Ni tampoco en el Chicago Fire de la MLS, una liga que aún está en pleno crecimiento.

Gaitán, Chicago Fire, Lille, MLS
Foto: AS.

¿A DONDE LLEGA GAITÁN?

El Lille es la oportunidad perfecta para que un jugador «olvidado» vuelva a estar en los ojos de los grandes clubes. Actualmente se encuentra en la cuarta posición (zona de Europa League), producto de 34 puntos. Un equipo en continuo ascenso que, poco a poco, va dando que hablar y se va codeando con los grandes de Francia. O al menos les da pelea. Veremos como le va a Nicolás Gaitán. Lo que si está claro es que, si el argentino logra adaptarse nuevamente a la intensidad del fútbol europeo, podrá darle muchas alegrías al Lille.