Franco Mussis, la promesa que nunca logró explotar en Europa

Fuente: Lars Moller.

Franco Mussis, volante nacido futbolísticamente en Gimnasia de La Plata, tuvo un paso efímero por el viejo continente. Defendió los colores del Copenhague de Dinamarca por dos meses y del Genoa de Italia por otros cinco. Llegó como una gran promesa luego de tener una notable temporada en Gimnasia de la Plata, donde logró el ascenso a Primera División, pero su rendimiento estuvo lejos de ser el esperado.

PRIMEROS PASOS EN GIMNASIA

Como mencionamos anteriormente, Mussis consiguió el ascenso a la élite del fútbol argentino con Gimnasia de la Plata. En aquella temporada 2012/13 fue titular en casi todos los partidos. Pedro Troglio fue el técnico que lo hizo debutar, en un partido ante Gimnasia de Jujuy. Su primer grito fue ante Olimpo en Bahía Blanca, cuando el torneo de la B Nacional ya estaba por finalizar.

Con el ascenso consumado, Mussis (reconocido hincha platense) se tatuó la fecha del ascenso logrado unos días atrás. Jugó el primer semestre en Primera División, marcándole un gol a Boca Juniors y llegó el momento de su venta.

Su gol en La Bombonera. Fuente: Vavel.

DINAMARCA, UN SUSPIRO

Gimnasia vendió el 85% de la ficha del jugador en 2.500.000 dólares. Una cifra que no cayó bien dentro de la cúpula dirigencial y tampoco dentro de la hinchada, ya que la consideraron insuficiente. Pero Daniel Onofri, presidente del equipo tripero en ese entonces, logró cerrar el acuerdo para que Mussis permaneciera en Gimnasia hasta junio. La venta se firmó a principios de año pero el jugador recién dejó el club seis meses después.

El mediocampista arribó a Dinamarca y se puso a las órdenes del entrenador. Llegó con grandes expectativas que nunca fueron alcanzadas. En el conjunto danés disputó tan solo algunos amistosos de preparación y un partido oficial. El partido “por los puntos” fue ante el Hobro IK. Jugó tan solo 33 minutos, ingresando desde el banco, en la derrota 0-3.

LEA TAMBIÉN:  Varela debutó en Copenhague... ¡como lateral izquierdo!
Fuente: TN.

GENOA TAMPOCO RESULTÓ

Mussis nunca logró adaptarse a la vida y al fútbol de Dinamarca y salió a préstamo al Genoa de Italia. El mismo regía por una temporada y el conjunto italiano se reservaba una opción de compra en caso de que el jugador rindiese. Pero esto tampoco pasó. El volante llegó a una liga bastante competitiva en la que tampoco pudo hacer pie.

Jugó tan solo dos partidos oficiales (uno por la Serie A y otro por Copa de Italia) y rescindió su vínculo con el equipo italiano cuando aún le quedaban seis meses de préstamo. Jugó ocho minutos en su debut ante en Napoli por la liga local (derrota 2-1) y completó los 90′ en otra derrota ante el Empoli, en este caso 0-2, por Copa Italia. En su corta estadía en Italia compartió plantel con los compatriotas Albano Bizarri, Nicolás Burdisso, Mario Santana y Diego Perotti.

Luego de eso, el jugador regresó al conjunto danés. Sin lugar allí, San Lorenzo lo adquirió por una cifra cercana al millón de euros y así quedó sellada su vuelta al fútbol argentino en donde aún permanece. Actualmente defiende los colores del club que lo vio nacer: Gimnasia de La Plata.

Fuente: Taringa.