El argentino Forestieri fue sancionado por insultos racistas

Club Call

Fernando Forestieri, delantero argentino que actualmente se desempeña en Sheffield Wednseday (equipo de la segunda división de Inglaterra), ha sido sancionado por seis partidos y una multa de 27.400 euros, por usar lenguaje racista hacía un rival, en un amistoso de pretemporada del año pasado.

Forestieri, Sheffield, Inglaterra
Grita uno de los tantos goles que tiene son su actual club. Foto: Daily Express

Esta decisión fue confirmada ayer, tras una comisión reguladora que comprobó el incumplimiento de la regla E3 (2) de la FA (Asociación inglesa de fútbol), que habla de incluir una referencia sobre el genero.

PUBLICIDAD

¿Cuando ocurrió el hecho?

Todo sucedió en un cotejo amistoso en el verano del 2018, donde Sheffield Wednesday se midió ante Mansfield Town. El partido se puso caliente y se generaron algunos tumultos. Allí ocurrió el presunto uso de lenguaje racista de parte del oriundo de Rosario hacía el defensor Krystian Pearce, de 29 años.

En marzo de este mismo año, Forestieri había sido sido declarado inocente de los cargos de los que se lo acusa, por el tribunal penal. Aun así, la comisión independiente tuvo la decisión final.

¿En que se basó la comisión independiente de la FA?

Sacó las conclusiones tras varias series de factores. Una a las cuales se apoyo fue la reacción del futbolista Pearce, tras haber escuchado el presunto insulto. Además, explicaron que sintieron inconsistencias de parte del futbolista argentino, sobre afirmaciones en las que cambiaba entre hablar español e inglés. La condena penal no existió en este caso, debido a que no tienen la suficientes pruebas para hacerlo.

Forestieri expresó su enojo 

El surgido de la cantera de Boca Juniors no se guardo la bronca, y se expresó ante la Asociación inglesa: “Estoy devastado y decepcionado con la decisión de la comisión reguladora”.

Además, negó nuevamente y de manera rotunda los cargos de los que se lo incrimina. “A lo largo de ese período de tiempo, tanto en el proceso penal como en el procedimiento disciplinario de la FA, he negado constante y vigorosamente las acusaciones que se han hecho en mi contra“, soltó el jugador de 29 años.

“Nunca he sido ni nunca seré una persona que pueda insultar con referencias a la raza de mis colegas o de otros jugadores, tanto dentro como fuera de la cancha”, concluyó.