Duván Zapata, Juventus, Atalanta, mano, Muriel, empate
Duván Zapata celebra su gol contra Juventus | AP

El Atalanta de Duván Zapata y Luis Muriel empató hoy 2-2 con la Juventus de Cristiano, Dybala y Cuadrado. El número 91 facturó de nuevo contra la Vecchia Signora. Muriel, como es ya tradición, entró a la cancha en el segundo tiempo. Hizo una muy buena asistencia a Malinovskyi para recuperar la ventaja tras el empate de penal de Cristiano Ronaldo. Sin embargo, sobre el final del partido, una mano suya en el área permitió que el portugués volviera a poner tablas.

Duván Zapata tiene de cliente a Juventus

No cualquiera puede decir que ve portería con frecuencia cuando enfrenta a la Juve. Zapata, desde luego, no es un cualquiera. En doce juegos contra el equipo de Turín, Duván ha podido marcar siete goles. Sin lugar a dudas, el delantero centro colombiano se ha convertido en uno de los mejores delanteros del fútbol italiano y del continente europeo.

Ni siquiera una lesión durante esta temporada detuvo a Duván. Tras el parón, el ritmo del goleador de Bérgamo ha sido sobresaliente. Suma ya 15 tantos en esta Serie A a pesar de solo jugar 21 partidos y ser suplente en 3 de ellos.

¿Cómo fue el gol? Vino desde el enganche estrella: el argentino Papu Gómez. El 10 amagó a De Ligt cerca del área y con la parte externa de su derecha cedió a Duván, que en su clásica jugada por la izquierda se perfiló para pegarle al segundo palo con la derecha.

Luis Muriel iba a tener otra noche mágica

El fútbol de entrega y segundos después te quita. Así le pasó hoy a Luis Muriel. Entró en el minuto 68 por Duván Zapata para darle aire al Atalanta. Apenas 12 minutos después, Muriel encontró la manera de hacer daño. Desde la banda izquierda vio llegar a Malinovskyi sobre la medialuna y con un pase preciso le dejó el balón listo para controlar y rematar fuerte y raso al primer palo.

Cuando ya asomaba el final (y Atalanta se ponía a 5 puntos de Juventus), un balón pegó en la mano de Muriel, que estaba en el área, y el árbitro no dudo en cobrar el penal. Cristiano Ronaldo anotó su segundo gol de la tarde desde los once metros y firmó el empate.