De Italia a Chile, ¿qué fue de… Mauricio Pinilla?

Mauricio Pinilla tuvo una notable carrera en Italia con el Atalanta y el Cagliari | DiarioUChile

Mauricio Pinilla es un atacante chileno cuya consistencia en cada equipo en el que estuvo dejó mucho que desear, prueba de ello son las 15 instituciones a las que defendió a lo largo de 17 años de carrera. No obstante, un punto a favor del sudamericano es que, en prácticamente todos los clubes, respondió con una cuota goleadora reconocible. Su mejor etapa en cuanto a números se refiere fue con el FC Grosseto, pero la hinchada le recuerda grandes momentos con el Atalanta y el Cagliari, todos ellos italianos.

PUBLICIDAD

PRIMEROS PASOS EN EUROPA

Después de debutar y permanecer un año en la U. de Chile tras ser catalogado como una gran “promesa sudamericana”, el delantero emigró al viejo continente con el Inter de Milán, club que decidió cederlo inmediatamente al Chievo Verona y, después, al Celta de Vigo español. Mauricio Pinilla nunca jugó en el gigante italiano, pero fue él quien lo llevó a Europa.

Después de jugar únicamente 16 cotejos divididos entre el Celta y el Chievo, Pinilla es contratado por el Sporting Lisboa, quien compra el 50% de su carta. El chileno permaneció año y medio en la institución lusitana y se hizo acreedor de siete goles en 27 partidos. Mauricio Pinilla encontró una linda estabilidad en suelo portugués, pero una lesión y un bajón en su rendimiento lo hicieron emigrar al Racing de Santander.

Luego de constantes préstamos en España y en Escocia (jugó para el Heart of Midlothian durante algunos meses), Pinilla regresó a Sudamérica con la U. de Chile y, después, con el Vasco da Gama brasileño. Para el 2009 fue traspasado al Apollon Limassol de Chipre, donde pasó sin pena ni gloria.

ITALIA, SU SEGUNDO HOGAR

A finales del 2009 es contratado por el Grosseto de la Serie B, club en el que se hace figura luego de marcar 24 goles en 25 partidos. Dichas estadísticas lo hicieron el mejor futbolista del torneo, lo cual llamó la atención de clubes de la primera división y fue así cuando, en julio del 2010, llega al Palermo.

A partir de ahí, su carrera fue un constante vaivén de equipos italianos que lo cedieron cada seis meses, cada año o cada dos temporadas. Mauricio Pinilla nunca pudo instalarse completamente en un club, pero siempre respondió con goles o buenas actuaciones en la liga italiana.

Sus mejores minutos dentro del terreno de juego fueron con el Cagliari y el Atalanta. De hecho, con ambas instituciones tuvo más regularidad y pudo hacerse presente en el marcador en más ocasiones. Las lesiones volvieron, pero eso no impidió que el chileno demostrara, cada vez que jugaba, su valía en el rectángulo verde.

REGRESO A CHILE

En julio del 2017 Pinilla se despide de Italia y regresa -por tercera vez- a la U. de Chile. Hoy en día, con 35 años, defiende la camiseta del Coquimbo Unido. Su retiro está cerca, pero siempre será visto como un delantero bastante rentable.

PLUS: BRASIL 2014

Mauricio Pinilla será recordado con el pasar de los años como el futbolista que tuvo la oportunidad de eliminar a Brasil de su propio Mundial en 2014. El chileno recibió el balón y, con el botín derecho, colocó la esférica en el travesaño defendido por Julio César.

La historia completa ya la conocemos, pero, ¿qué hubiera pasado con la selección chilena si Pinilla anotaba ese auténtico tiro de fuera del área grande? Nadie lo sabrá. A pesar de ello, los dos campeonatos de Copa América que tiene en su palmarés respaldan la trayectoria futbolística del chileno.