Guayaquil City
Fuente: Guayaquil City

Esto no es un informe de una muerte por coronavirus, sino por un asesinato y por error. Es lo que le sucedió a Edwin Espinoza, jugador de la reserva del Guayaquil City. El futbolista estaba en su casa cumpliendo la cuarentena en una de las ciudades más afectadas por el brote de COVID-19. Según informaron fuentes ecuatorianas, el fallecido fue asesinado por error, ya que lo confundieron con otra persona. Este hecho ocurrió en el día de ayer en la puerta de su domicilio. El club ha expresado su pésame y su dolor por la pérdida del jugador de la reserva del equipo a sus jóvenes 20 años. No es la primera vez que en Ecuador ocurren este tipo de situaciones, el año pasado un futbolista del filial del Independiente del Valle murió tras ser asaltado.

Esto informó Guayaquil City al respecto del asesinato de su jugador

“Guayaquil city expresa sus condolencias a familiares, amigos y compañeros por el sensible fallecimiento de edwin espinoza, jugador de reservas de nuestra institución. nuestro extensivo pésame a su respetable familia en este duro momento” publicó la cuenta oficial del club en redes sociales.

Fuente: Cancha Ecuador

El mediocampista se encontraba en su casa, entrenando como la gran mayoría de los futbolistas. Según mencionó el director deportivo de Guayaquil City “era un correcto joven, muy respetuoso y educado, con gran proyección a futuro en el club. Lo conocía desde los 11 años de edad cuando arribó al equipo”. Vale destacar que el parte policial mencionó que este murió tras varios disparos. Además varias fuentes del conjunto afirman que fue confundido con otra persona.

El filial de Guayaquil City estaba quinto a cuatro unidades del líder, sin embargo todos los futbolistas ecuatorianos fueron enviados a cuarentena tras el párate el 15 de marzo por lo que no iban a poder salir.