Andressa Alves encabeza el gran proyecto azulgrana

Fuente: FCBarcelona.cat

Tras la profesionalización del equipo femenino del Barcelona, se pudo hacer crecer y mejorar la plantilla para aspirar a consagrar un buen papel en Europa y luchar por todo en España. Aunque todavía falta un plus para poder llegar al nivel de las grandes de Europa, el equipo ha conseguido clasificarse para semifinales o poner contra las cuerdas al Olympique de Lyon o al PSG, dos grandes potencias. Y no solo eso, sino hacer crecer la marca Barça y la marca Fútbol femenino. Todo esto de la mano de, entre otras, Andressa Alves. La brasileña llegó en 2016 procedente del Montpellier y después de un gran Mundial con Brasil en el verano de 2015 y unos grandes Juegos Olímpicos en 2016.

A sus 25 años cuenta con una dilatada experiencia tanto a nivel de clubes como con la selección Canarinha. Empezó de joven en su Brasil natal y en cuatro años pasó por cinco equipos: el CA Juventus, el Foz Cataratas, el Centro Olímpico, el Ferroviaria y el Sao José. Tras estas fugaces pero fructíferas etapas, una de las mejores ligas del mundo, la de Estados Unidos, se fijó en ella. Los Boston Breakers la ficharon, pero no duró demasiado. El Montpellier francés la reclutó rápidamente en la que sería su primera incursión en el fútbol europeo. Tras deslumbrar en Francia, el Barcelona la quiso para el actual proyecto en el que se pretende hacer crecer tanto al equipo como al fútbol femenino en general, con acciones como la gira conjunta del equipo femenino y el masculino de este verano. En Barcelona ha conseguido el único título de clubes que tiene, la Copa de la Reina 2018.

Fuente: https://twitter.com/10andressaalves

Asimismo, su trayectoria con la selección brasileña ha sido un éxito. Desde 2012 que debutó no ha faltado a ninguna convocatoria siempre que ha estado disponible. Ha conseguido grandes títulos y marcar goles importantes. De sus 14 goles en 39 partidos internacionales, solo uno es en partido amistoso, mientras que un gol fue en la final de la Copa América 2014 contra Argentina. Acabó anotando cuatro goles en ese campeonato. Otro gol destacado fue en Fase de Grupos del Mundial 2015 contra España, anotación que permitió a su selección ser primera de grupo y tener un camino más llano. En referencia a los títulos conseguidos cuenta con la Copa América de 2014 y los Juegos Panamericanos de 2015, siendo pieza clave en ambos.

En cuanto al juego, Andressa es una atacante que puede jugar en cualquier posición. Tanto en ambos extremos como en el centro, Alves rinde. Pero donde más cómoda se siente y mejor rendimiento ha dado ha sido en la banda derecha. Tanto en el Barça como en la selección suele jugar ahí posicionada y así ha conseguido ser una de las jugadores más destacadas del panorama futbolístico femenino. Su habilitad, regate y agilidad, sumados a su corpulencia y fuerza hacen que la tarea de pararla con o sin el balón en los pies sea complicada. A todo esto hay que sumarle su ya conocido olfato goleador y que se crece ante la presión y las grandes citas.

Andressa parece una jugadora ideal para capitalizar el proyecto del Barça femenino, que va más allá del fútbol. Hacer crecer al fútbol femenino y convertirse en una de las grandes potencias europeas y mundiales es el gran reto que se proponen, y es uno de los grandes motivos por los que ella escogió Barcelona.